jueves, 13 de septiembre de 2012

ICI, UN PROYECTO NACIDO POR Y PARA LA CONVIVENCIA

La Obra Social “la Caixa”, en el marco del trabajo que desarrolla en relación con el fenómeno migratorio y la diversidad cultural, ha puesto en marcha el Proyecto de Intervención Comunitaria Intercultural en diferentes barrios y municipios de España, con el objetivo de generar un modelo de intervención social  que persigue la adaptación de la ciudadanía a la situación multicultural actual y el logro de una convivencia plena y enriquecedora. En el Casco Histórico de Zaragoza, lo desarrolla con la Fundación Federico Ozanam con la colaboración del Ayuntamiento de Zaragoza. Hoy hablamos con José Manuel Latorre, coordinador del proyecto para que nos lo explique con más detalle.
Vivimos rodeados de siglas, y este proyecto no podía ser menos ICI (Proyecto de Intervención Comunitaria Intercultural) Pero,¿ nos puedes explicar en pocas palabras y para todos los públicos este  nombre?
El desarrollo comunitario se basa en la convicción de que una comunidad  -el Casco Histórico- en la que actúan la Administración, los recursos técnicos y profesionales y la ciudadanía pueden, tras un proceso de conocimiento mutuo y de coordinación, mejorar las condiciones físicas, sociales y ambientales, conseguir aumentar las relaciones de convivencia entre personas, entidades y culturas diversas. Y ese proceso, a lo largo del tiempo, genera una mayor cohesión social y vecinal, promueve soluciones más adecuadas a los problemas del barrio y actúa como prevención ante posibles conflictos futuros relacionados con la diversidad cultural de sus vecinos y de la ciudadanía en general.
¿Cómo ha llegado a realizarse en Zaragoza y qué instituciones y organizaciones integran el proyecto?
El proyecto que la Fundación Federico Ozanam presentó a la Obra Social  fue uno de los 17 seleccionados entre los más de 220 presentados en toda España obteniendo una altísima puntuación por su originalidad y por las posibilidades de desarrollo que tenía, así como por la experiencia de trabajo comunitario de la entidad en el barrio. Para su aprobación, una de las condiciones era que el Ayuntamiento de Zaragoza garantizase su desarrollo, se implicase activamente y colaborase en su desarrollo. Hay más de 180 organizaciones y/o recursos del barrio implicados de una forma u otra  en las distintas acciones que se llevan a cabo.
¿Qué acciones y a qué grupos humanos afecta?
Proponemos una movilización progresiva y total de todos los sectores del Casco Histórico: desde el educativo al económico y desde la salud al empleo, la cultura y la acción social. Cada uno desde donde está, con sus recursos y con el nivel de implicación que pueda aportar. Y todo ello para conseguir que todos los agentes del territorio participen y protagonicen los procesos que se desarrollan y cuyos destinatarios principales son la infancia, la juventud y la familia. Todo ello para proponer que el Casco Histórico se pueda identificar y consolidarse como un Territorio Socialmente Responsable donde desde todas las esferas pueda conseguirse mejorar las condiciones de vida, reducir sus problemas y consolidar y aprovechar sus potencialidades como grupo humano y como barrio.
Entre las nuevas acciones estratégicas –o con efecto multiplicador- que impulsamos desde el ICI destacamos por su importancia una Estrategia de Participación Infantil del Casco Histórico donde los niños participan y se consideran sus opiniones y necesidades integrales en todas las esferas que les afectan. Una Escuela de Circo Social del Casco Histórico donde los jóvenes pueden participar, formarse, y convertirse en formadores de otros y acceder a una profesionalización en artes circenses de nueva generación. La creación de un Decálogo Saludable para el Casco Histórico como nueva cultura de salud y bienestar aplicado a las personas, los recursos, el medioambiente, y el entorno, donde se desarrollen procesos de sensibilización, información y formación para vivir mejor en el territorio. Entre las acciones a consolidar y aumentar su potencialidad y desarrollo tiene un lugar destacado la Carrera del Gancho como acción social y cultural de movilización e impacto global positivo creciente.
¿Cómo se implica a las personas en un proyecto así?
Dejando de considerarlas como “usuarios” o “clientes” y aumentando, entre otras, cosas su información, proporcionándoles oportunidades formativas e informativas, generando espacios de relación intercultural reales, para que sean protagonistas activos de las acciones que se desarrollan, y aumenten su capacidad de decisión, su visión y opinión crítica. 
¿Qué es el Espacio Técnico de Relación del Casco Histórico?
Es una de las herramientas del propio proyecto para conseguir sus objetivos, y se basa en la consideración de que los técnicos –de todos los sectores y/o ámbitos de la vida- del Casco Histórico pueden y deben ser parte activa en el análisis y diagnóstico de la realidad, y en la propuesta de una agenda de trabajo y de acción para el propio barrio.  O lo que es lo mismo, es un marco de trabajo técnico donde  coordinar acciones, valorarse y encontrar las soluciones más adecuadas a las necesidades que tiene planteado el propio barrio en relación con la convivencia y la diversidad.
¿Cómo se consigue que sea práctica una reunión en la que participan tantas personas?
El ETR es más que una reunión de técnicos. Es una nueva manera de trabajar en coordinación  y comunicación permanente, por lo que periódicamente los técnicos han de encontrarse para constatar avances e identificar retos, necesidades y problemáticas así como recursos y posibilidades para hacerles frente. 
Para garantizar su éxito, progresivamente ha de estructurarse partiendo de que aquellos recursos técnicos que puedan tener una mayor implicación sean los que actúen de motor y aquellos que menos implicación puedan tener, sean los que estén adecuadamente informados y ejerzan tanto de emisores, como receptores de ideas, recursos,  acciones y actividades.
El ICI se lleva a cabo en otras ciudades. ¿Qué relación se mantiene con ellas? ¿Hay alguna actividad conjunta?
El proyecto tiene detrás un trabajo de coordinación y de vínculo entre territorios muy amplio. La dirección científica y los asesores del proyecto son quienes trabajan para que la metodología básica del proyecto se implemente de forma adecuada y adaptada a la realidad del territorio en el que se desarrolla.  El análisis de la información, el balance del impacto del trabajo obtenido genera unas conclusiones generales del proyecto a nivel global (de los 17 territorios), lo que sirve para mejorar y enriquecer el proyecto de nuevo en cada zona. Hay un sistema de retroalimentación y mejora permanente.
Las acciones de carácter social y cultural para generar relaciones de convivencia intercultural en los 17 territorios del ICI, e identificadas como Acciones Globales Ciudadanas han sido el primero de los hitos comunes. Inspirados en acciones como la Carrera del Gancho, en cada territorio y a iniciativa de cada uno de los equipos, pero con pautas similares para todos ellos. se han desarrollado acciones comunitarias donde el conjunto de los ciudadanos, técnicos y la Administración colaboran y participan en una acción sociocultural de amplio calado ciudadano e institucional. En Zaragoza ha supuesto el nacimiento de la Escuela de Circo Social del Casco Histórico cuyo desarrollo tendrá lugar en siguientes ejercicios.
Y a largo plazo… ¿Qué futuro le espera al ICI?
Lo importante es el proceso comunitario que se está desarrollando y que poco a poco supone una mayor implicación y activación de todos los sectores en la transformación social del barrio, en la mejora de sus lógicas como territorio humano y donde confluyen diversos técnicos con competencias variadas y a la vez complementarias. Por todo ello, desde el equipo ICI trabajamos para apoyar procesos ya existentes, generar nuevos procesos y acciones de carácter comunitario que mejoren la convivencia intercultural, y para tratar de garantizar que en las nuevas acciones y planes que incidan en el Casco Histórico se propicie la interrelación entre sus protagonistas (Administraciones, Técnicos y Ciudadanía). Por tanto el proyecto ICI deberá desaparecer como tal una vez que quede instalada y consolidada la metodología que proponemos, y el desarrollo las acciones y los procesos emprendidos en estos años en forma de lo que podríamos denominar una programación comunitaria y una agenda común compartida entre todos los protagonistas. Todo ello tras  constatar que las condiciones en las que ha de desarrollarse una auténtica convivencia intercultural en el Casco Histórico han mejorado y son las idóneas.
Enhorabuena a todos los impulsores y agentes implicados en este gran proyecto que apunta y consigue una convivencia real.

No hay comentarios:

Publicar un comentario